Este año el presupuesto para vacaciones se ha reducido en casi todos los hogares, pero no por ello queremos dejar de disfrutar, ver lugares, comer bien y reir como niños, tampoco queremos que los peques de la casa tengan un mal sabor de boca este verano, por esta razon hoy proponemos una ruta para aprovechar de un maravilloso fin de semana. La idea es el primer día ver Palencia, subir al cristo del Otero, dar un paseo por la orilla del río, comer en alguno de sus restaurantes, con un menú del día bastante bueno y en diferentes partes de la ciudad esta: La Cántara en la Avda Casado del Alisal, La Cantina  y el Casero estos dos cada uno situado en un lado de la Calle Mayor , asi que dependiendo de donde estemos podemos elegir uno u otro. Por la tarde tomar algo después de todo un día de turismo en alguna de las terrazas y picar algo para después ir a descansar.

Al día siguiente nuestro primer destino es Potes , en la vecina Cantabria, hasta él llegaremos pasando por Cervera de Pisuerga, la carretera es un tanto peliaguda, pero despacito no hay problema.  60 km son los que separan a estas dos localidades.

Potes es una de las puertas al Parque Nacional de Picos de Europa, parte de su arquitectura es de los s. XVII y XVIII.

Que ver.

  • Lo más llamativo es la Torre del Infantado de la baja Edad Media , hoy en día alberga el ayuntamiento, disfrutar de un refresco en una de las terrazas debajo de la torre…no tiene precio. Para hacer compras de productos típicos tenemos las tiendas del casco viejo declarado conjunto histórico artístico, orujos de la sierra del oso,  chorizo, queso picón…
  • Si tenemos tiempo recomendamos acercarse hasta Fuente Dé, antiguo glaciar desde donde la vista del mazcizo central de los Picos de Europa  es espectacular , si tomamos el teleférico salvaremos un desnivel de 800 m.  Para comer cualquiera de los restaurantes de Potes  donde los menus oscilan entorno a los 11 €. Si hemos terminado nuestra ruta pronto de vuelta a Cervera hay buenos lugares para comer: VentaPepin, La Taba en San Salvador de Cantamuda y ya en Cervera, Peñalabra, el Pacho, o Juanon en Ruesga son solo algunos de nuestros lugares habituales para disfrutar comida casera en la zona de la montaña.

Por la tarde nos espera una zona de Aventura en Cervera de Pisuerga , El Robledal del Oso, el parque de aventura más grande de España, donde a partir de 20 € nos esperan tirolinas(algunas de 100 m de longitud ), retos de equilibrio…sus  diferentes niveles hacen que sea apto para niños y mayores. Una tarde de descarga de adrenalina y de preciosas fotos ya que está enclavado en un bosque de roble adulto y rebollo.

Anuncios